Puerto Montt, sábado 22 de septiembre de 2018   ir al Inicio  Contacto visitante Nº 392130
 
 
21 de agosto de 2011

Compartir en Facebook


FATIGA DE MATERIAL
Por Jorge Loncón

Nunca - como es estos días – había quedado tan manifiestamente clara, la “fatiga de material” de la clase política en pleno. Y cuando digo “clase política”, me refiero a los políticos “de carrera” y a los gerentes instalados hoy en el poder ejecutivo. Porque, aún cuando el reciente cambio de gabinete haya recurrido a los primeros, para tratar de contener la crónica de un desplome anunciado, ya nada borra los efectos de un “formato” inicial que se impuso en pos de una presunta “excelencia”. La oposición arrastra la fatiga de haber sido gobierno durante veinte años, y los políticos y gerentes de hoy, desde ministros a seremis, se fatigaron de ser gobierno a las pocas semanas y buscaron otros trabajos o adoptaron la sana costumbre de irse de viaje cuando las papas queman.

Nunca - como en estos días - el divorcio entre ciudadanía y “representantes” había quedado tan de manifiesto, en sus niveles de dramatismo y patetismo. Hasta para referirse a las responsabilidades y a las culpas, el código “binominal” aparece en gloria y majestad. Está internalizado – hasta en los mejores parlamentarios - , el tu-yo-para ti- para mi. Pero es el mismo sistema, el que está haciendo añicos la vieja costumbre de repartirse el mundo entre dos, como si el mundo hubiese entregado mandato para ello. El sistema - cual computadora - se está autodestruyendo y quedará en la historia que la inevitable reforma al sistema binominal, como una medida para evitar las malformaciones y deformaciones de nuestra democracia, no habrá sido obra de quienes debieron legislar para ello. Habrá sido la voz de la calle, y producto de la propia perversión del sistema.

Nunca como hoy, quedaron tan en “off” sociólogos, opinólogos y politólogos. La insistencia de la pantalla por transmitir capuchas, vandalismo y lumpen en el movimiento estudiantil, ha hecho que también las pantallas estén quedando “out”, porque existen formas distintas , existen las redes que informan lo que otros medios - sobre todo visuales - se empeñan en omitir: es más rentable que la pantalla esté ardiendo y le entregue el espacio a vándalos y delincuentes y los haga – por unos minutos – protagonistas de la fama, que eso era – precisamente - lo que andaban buscando.

Porque no sirven ya de nada, las cartas a los diarios enviando el curriculum de una dirigenta, como si se tratara de un prontuario. No sirve la fabricación de sospechas a quienes son la cara visible del movimiento estudiantil. No sirve la descalificación a sus padres, a sus universidades, a sus militancias, simplemente porque, encuesta tras encuesta, un 80% apoya las peticiones que ellos han levantado como bandera de lucha. Quien “culpa” de estas movilizaciones al Partido Comunista, está elogiando a esa colectividad, por una razón muy simple: el partido comunista – ningún partido - congrega hoy a cien mil personas en Santiago y a otras docenas de miles en el país. Creerlo, es torpeza o ingenuidad.

Nunca el canal del Senado fue “top”, y - si participara de esa medición llamada “rating”- , habría pasado la aplanadora a los canales nacionales abiertos el día en que transmitió la reunión de los jóvenes con la Comisión de Educación del senado. Seguramente no faltó quien quiso – por curiosidad – ver a “la Vallejo y al Jackson, ese par de revoltosos”. Y se encontró que eran más de dos, que había que ampliar la mirada hacia otros, menos mediáticos, a los que nadie ha intentado farandulizar, porque ni sus caras ni apellidos resultan interesantes para ese clasismo que palpita – desembozado - en las pantallas nuestras de cada día.

Nunca habíamos sido testigos de la verdadera “paliza moral” que los estudiantes le propinaron a los senadores de la comisión. Y la paliza “técnica”, el manejo de las cifras, los datos duros, fueron puestos sobre la mesa, analizados, manejados, desmenuzados sin la soberbia que usan los tecnócratas y los honorables, de manera demasiado frecuente. Nunca habíamos visto a un joven dirigente interpelar y dejar en ridículo a una senadora designada, a quien el episodio ojalá le provea una cierta cuota de humildad. Porque muchos de esos jóvenes, manifiestamente, tienen mayor capacidad intelectual que una buena cantidad de los allí presentes.

Por eso, tratarlos de manera condescendiente o soberbia, puede traer altos costos a quien quiera arriesgarse. Si no, revisemos el video en que uno de ellos pone sobre la mesa VALORES y no PRECIOS, y habla de ETICA Y MORAL. Y a él, le creemos. Seguramente, no estuvo en las pesadillas de ningún parlamentario, encontrarse con “pinguinos” burlados el año 2006. Nadie pensó en el hecho básico de que esos adolescentes crecerían, llegarían a la Universidad y se transformarían en los jueces feroces de quienes, entonces, optaron por los parches. Hoy no existe moral para reprocharles su desconfianza. Y no hay que confundirlos.

No hay que confundirlos, porque nada tienen que ver estos jóvenes, con los vándalos y delincuentes que se arriman al movimiento en las calles. Nada tienen que ver estos estudiantes con los vándalos que permanecen dentro de algunas escuelas tomadas, y que han dejado clara su absoluta falta de claridad respecto al sentido profundo de este movimiento.

Tal “sentido profundo” enjuicia no sólo a la Educación: lo hace también con el sistema político, con el problema de “representación” del congreso. La fatiga de material del parlamento chileno, terminó de quedar clara esta semana, al presentarse un proyecto de ley que limita las re-elecciones: un diputado podrá ser reelecto dos veces; es decir, un total de 12 años . Los senadores, podrán ser re-electos una vez; es decir, un total de 16 años. No contemos con que un diputado elegido tres veces (12 años), puede sumar otros 16 como senador y podemos tener parlamentarios que sumen 28 años sacrificándose por la patria. Demasiado sacrificio, ¿verdad?

Cuando hay fatiga de material, hay que cambiar las piezas desgastadas. Y no cabe ninguna duda, que tenemos repuestos de calidad superior.




Versión Imprimible - Enviar a un amigo


 
       
otro sitio desarrollado por www.surpixel.cl

Warning: Unknown: Your script possibly relies on a session side-effect which existed until PHP 4.2.3. Please be advised that the session extension does not consider global variables as a source of data, unless register_globals is enabled. You can disable this functionality and this warning by setting session.bug_compat_42 or session.bug_compat_warn to off, respectively in Unknown on line 0